El Banco Santander y su papel en la deforestación desbocada en Brasil (I)

El porcentaje de superficie deforestada en Brasil sigue aumentando. No ofrecieron los datos reales hasta que finalizó la COP26. La entidad que preside Ana Botín dice promover la sostenibilidad de la Amazonia pero su proyecto no incluye dejar de operar con empresas implicadas en la deforestación.

En enero de 2022 se cumplirán tres años desde el ascenso al trono de la presidencia de Brasil por parte de Jair Bolsonaro. Desde entonces, los retrocesos en materia de medioambiente, derechos de los pueblos indígenas y lucha contra la deforestación no dejan dudas sobre las intenciones reales y la verdadera agenda ambiental del gobierno de Bolsonaro. 

La semana pasada, el Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales de Brasil (INPE) hizo públicos los datos del sistema PRODER (que hace un seguimiento de la deforestación) entre agosto de 2020 y julio de 2021. Estos datos revelan que la Amazonia brasileña perdió 13.235 kilómetros cuadrados durante este periodo, una superficie que sitúa este periodo como el peor desde 2006. El  gobierno brasileño conocía estos datos desde el mes de octubre, pero esperó a la finalización de la Cumbre del Clima de Glasgow, la COP26, para hacerlos públicos.

Esto ocurrió durante el último año en la Amazonia. Pero los datos más recientes, las alertas de deforestación medidas también por el INPE mediante el sistema DETER-B, muestran que la deforestación sigue todavía una dinámica ascendente. El pasado mes de octubre de 2021 se deforestaron 796 km² en el bioma amazónico, una superficie 4,5 veces mayor que la ciudad de Glasgow donde se ha celebrado la COP26. La cifra sitúa el pasado mes como el segundo peor octubre desde el inicio de la serie histórica en 2016. 

En promedio, hubo un aumento del 27% en el área con alertas de deforestación para el mes en los tres años de gobierno de Bolsonaro (promedio de 729 km² en 2019, 2020 y 2021) en comparación con el promedio de los tres años anteriores (promedio de 572 km²). Las alertas de deforestación en octubre se concentraron en los estados norteños de Pará (474 km², 59,5% del total), Mato Grosso (102 km², 13% del total) y Amazonas (90 km², 11% del total).

Estas son las credenciales de la política ambiental de Bolsonaro antes de la COP26, algo que no fue impedimento para que Brasil se sumara a otros 141 países y firmara una declaración a favor de los bosques, con el fin de reafirmar sus “compromisos con el uso sostenible de la tierra y con la conservación, protección, gestión sostenible y restauración de los bosques y otros ecosistemas terrestres”.   

Bolsonaro no acudió a Glasgow en persona, pero la delegación de Brasil en la COP26 incluía al Director General de la empresa Minerva Foods y al presidente de Marfrig, dos de las mayores empresas de carne de vacuno del mundo, señaladas en numerosas ocasiones de estar detrás de los incendios en Brasil para aumentar la superficie de pasto. Precisamente, el motor del aumento de la deforestación en Brasil es el cambio de uso de la tierra para expandir la ganadería y la agricultura, algo que ocurre tanto en el bioma amazónico, como en el Cerrado y el Pantanal, otros biomas ricos en biodiversidad.

El periodismo climático necesita personas que lo apoyen. No aceptamos publicidad de empresas que buscan campañas de greenwashing. Únete a Climática desde 30€/año y llévate todo esto. Quiero saber más

ARTÍCULOS RELACIONADOS

COMENTARIOS

  1. BANCO SANTANDER: Destrucción de la naturaleza y ganancias obscenas.
    Banco Santander obtuvo un beneficio atribuido de 5.849 millones en los nueve primeros meses de 2021. Excluido el cargo neto por valor de 530 millones de euros por costes de reestructuración realizado en el primer trimestre de 2021, el beneficio ordinario de los primeros nueve meses fue de 6.379 millones, un 87% más que en el mismo periodo del año anterior. Este es el mayor beneficio ordinario de Santander en los primeros nueve meses del año desde 2009, según ha destacado el banco.
    Y el rebaño engordando tiburones. Existen porque nosotros los alimentamos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.